Ser primer autor y la estrategia de comunicación: cómo afecta la posición de la autoría en la divulgación

autor Publicacion investigacion

En el mundo de la investigación, la posición del autor o autora se suele valorar en gran medida. Dejando a un lado la discusión sobre los problemas que esto trae, resulta que esto también afecta a la comunicación científica. Publicar y dejar que el gabinete de prensa al que se adscribe el grupo de investigación haga una nota informativa sobre la investigación puede tener consecuencias más o menos positivas según cómo se haga. Os hablo aquí de una pequeña reflexión que ha surgido en la realización de un artículo. La moraleja que yo saco de esto es que los investigadores e investigadoras no solo deben preocuparse de publicar, y su posición sobre la publicación, sino cuándo y cómo comunicar la información a la sociedad. ¿Por qué razón?

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email
Share on pocket

Investigaciones: una historia para salir en prensa

Cualquier persona dentro del mundo de la investigación entiende el valor que tiene salir como primer autor o en otra posición de la autoría del paper. A la hora de salir en prensa, podemos vislumbrar una situación parecida. Obviamente, no me refiero a salir como autor (el autor o autora de un artículo de divulgación es quien lo escribe), sino a la relación que existe entre su posición en la ristra de autores y cuándo sale la nota de prensa sobre sus investigaciones. Veamos un ejemplo.

No hace mucho, me encontraba trabajando en una nota de prensa científica para una universidad sobre un artículo en el que un investigador de la entidad salía como primer autor. El artículo, claramente, es muy importante no solo para el científico, sino también para la universidad, que muestra la calidad y el prestigio profesional de su equipo.

“Pero no podemos entrevistarlo. Y habrá que usar un titular que no parezca que hablamos de lo mismo”, comentábamos por correo. La razón es que, no hace mucho, apenas un par de meses, salía un artículo divulgativo sobre el mismo autor y una temática muy relacionada (cosa lógica). La diferencia esencial es que en el otro artículo el no estaba como primer autor, y, encima, ya lo entrevistamos, junto a otro investigador de otra universidad de la que surgió la colaboración y el paper.

Si hubiéramos esperado un par de meses, el prestigio de la noticia se centraría en el autor primero, que pertenece a la institución, dándole más prestigio y visibilidad

“Es demasiado pronto para hablar otra vez de lo mismo. ¿Y si actualizamos el artículo anterior?”. No, claro. No tiene el mismo impacto un artículo nuevo que uno viejo actualizado. Es lo que tiene este frenético mundo de la investigación. La cuestión es que el otro artículo científico salió antes que este, y la universidad se lanzó a contar la noticia, como debe ser. Pero si hubiéramos esperado un par de meses, el prestigio de la noticia se centraría en el autor primero, de la institución, ganando más prestigio y visibilidad, en una situación análoga a lo de ser el primer autor.

periodicos Publicacion investigacion

La gestión y estrategia en la comunicación lo es todo

En esta ocasión el impacto no es negativo. Sencillamente, no es tan positivo. Pero, podría darse un caso similar en el que toda la prensa generalista se hiciera eco de una noticia en el que se eclipsara a los verdaderos protagonistas, con todo el impacto social correspondiente, por una falta de estrategia comunicativa. La información, al fin y al cabo, es muy efímera en los tiempos que corren. Y también muy poderosa, además de un negocio, huelga decirlo.

Los gabinetes de prensa de las universidades y de otras instituciones necesitan una estrategia a medio plazo, como mínimo. Como a veces es difícil llevar al tanto todos los futuribles de la investigación asociada a los centros, el papel de los responsables de las investigaciones se hace imprescindible. “Esta investigación ha salido ya, pero si os esperáis a que la publiquen, en un mes tenemos otra que ha sido gestionada por el centro”. Ojo, que no estoy defendiendo el ansia de protagonismo. La colaboración es una característica intrínseca de la ciencia.

El papel de los responsables de las investigaciones se hace imprescindible para entender el calendario de publicaciones, su importancia y quienes son los implicados e implicadas. Esto es vital para contextualizar la investigación en la estrategia comunicativa.

Sencillamente, el mundo de la publicación científica es complejo. El ansia de ser los primeros en sacar una noticia puede ocluir el verdadero protagonismo del equipo investigador. Por eso es necesaria una comunicación fluida entre este y los correspondientes gabinetes de comunicación científica. Es más, alguien en el laboratorio, y hasta los propios autores, deberían ser conscientes de la importancia que tiene una buena estrategia de comunicación.

Al fin y al cabo, es a ellos y ellas a los que afectará en última instancia: que se les conozca como los protagonistas de la ciencia que se hace, o que solo sean un nombre secundario de la narrativa científica que se cuenta en un periódico. Como en los papers, la posición en la que se nombra a una persona, cómo y cuándo aparece, conlleva unas implicaciones de prestigio y oportunidades. No es cuestión de obsesionarse, pero tampoco es algo que ignorar tan alegremente a la hora de comunicar la ciencia que se lleva a cabo en nuestros laboratorios.

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email
Share on pocket

Para saber más

 

¿Qué necesitas?

RECURSOS

Para divulgadores y periodistas científicos.

HERRAMIENTAS

Apps, servicios y gadgets para divulgadores y periodistas.

ANALISIS

Análisis y actualidad de la comunicación científica.